Etiquetas

, ,

Que no cunda el pánico, Blake Lively sigue siendo una it girl y una experta en deslumbrar en las alfombras rojas, como demostró en los BAFTA al llevar  un precioso vestido blanco de Marchesa con aires helénicos.

¿Entonces qué está pasando? Pues que, aunque la actriz es una estilista increíble y siempre va perfecta, sus personajes parecen ir sin rumbo a la hora de vestir.

El año que viene Lively estrenará Strangers, la adpatación de  Oliver Stone de la novela de Don Winslow y que cuenta con un reparto coral entre los que se están John Travolta, Salma Hayek, Uma Thurman y Benicio del Toro.

La cinta, cuenta la historia de dos amigos que comparten novia y negocio trapicheando con drogas. Un día, un cartel mexicano secuestra a la chica y exigen a los muchachos el pago de todo el dinero que han ganado los últimos cinco años con las drogas. Los chicos elaboran entonces varios planes para salvar a su chica y vengarse de sus enemigos.

Lively, interpreta a la chica de la película y eso explica su nuevo look. Camisetas de asas sueltas, pantalones cortos étnicos, bolsos de mercadillo, pendientes de cruces y tatuajes… Unos tatuajes cutres pero tatuajes al fin y al cabo.

Además de ese moreno camionero con marca inlcuída y que le da un aspecto de macarrilla del tres a cuarto. Definitivamente, en Savages, Blake Lively podría pasar por cualquiera de los perro flautas que se ven en las calles cada día.

Menos mal que por lo que se ve en otras imágenes de la película, el secuestro le sienta bien a O. (el personaje que interpreta Likely) y decide utilizar los conocimientos adquiridos en Gossip Girl para irse a las mejores tiendas del lugar:

Aún así, los pendientes y el bolso se siguen manteniendo. Personalmente el vestido no me gusta nada. La sobreposición de los vestidos le da un aspecto desaliñado (supongo que aunque la novia del narco tenga dinero, si no había estilo no lo va a comprar tan facilmente), sobre todo con esa enagua blanca con cola. Menos mal que no es Gossip Girl, porque sino ya me veía con copis del modelito por tads partes.

Y hablando de Gossip Girl; en la quinta temporada la díscola Serena se vuelve bohemia. Chalecos con pedrería, maxifaldas, miles de pulseras… parece que los aires de Los Ángeles (recordad que en la anterior temporada fue ahí donde acabó Serena) han cambiado el estilo de la chica más glamurosa del Upper East Side, con permiso de Blair Waldorf.

Eso sí, por mu desaliñada que parezca estar, Serena nunca deja de estar a la moda y se apunta a la nueva tendencia en el peinado: las trenzas. Como ahora es una hippy chic, Serena la lleva desordenada aunque con mucho estilo.

También se apunta a los leggins y los foulards palestina, prendas más cercanas a las de las chicas normales y corrientes (el look sale en unos 70 euros tirando por lo alto).

¿Se está olviendo Gossip Girl más accesible? ¿Estará perdiendo su seña de identidad? Esperemos que no y que todo esto sea algo temporal (alguna de las rabeitas de Serena) porque, si algo tiene de atractivo la serie, es su moda.

Por cierto, ¿os habéis fijado en ese peluche de cuero que Blake lleva en su mano? Pues se llama Rice Baby y cuesta unos 200 dólares. Parece que al final, Gossip Girl no se ha acercado tanto a sus espectadores como parecía. Eso sí, si el muñeco en cuestión sale en la serie con cierta relevancia ya lo veo por todas las tiendas.

Os dejo el link de la tienda, por si queréis empezar a marcar tendencia.

http://www.blamotoys.com/product.php?productid=4

Anuncios